La botella retornable de PET innovadora

Junto con KHS, el especialista en instalaciones de llenado y envasado, ALPLA ha desarrollado una botella retornable de 1 litro hecha de PET. La botella rellenable pesa hasta diez gramos menos que las botellas estándar disponibles actualmente, y también se puede utilizar material reciclado.

 

La nueva botella retornable de PET es considerablemente más ligera que sus predecesoras.

Menos peso significa:

Menos costes de transporte

Menos CO2

Menos consumo de material

Menos energía

Una causa sencilla con grandes efectos. Porque el bajo peso y la menor inversión en material suponen ventajas en cada fase de la vida útil de la botella. Y, al final, todo vuelve a empezar desde el principio.

«Peso pluma»

Nuestra nueva botella retornable de PET es un «peso pluma». Es cierto que solo pesa 10 gramos menos que sus predecesoras, pero con grandes cantidades de unidades la diferencia salta a la vista: en la producción de 100 000 botellas se ahorra más de una tonelada de material en comparación con los modelos anteriores.

Levedad

La «levedad del ser» adquiere un significado completamente nuevo en nuestra botella retornable de PET: pesa 10 gramos menos que sus predecesoras, y esto supone consecuencias de gran trascendencia. En la producción de 100 000 unidades, con la nueva botella retornable se ahorra más de una tonelada de peso en comparación con los productos equivalentes en el mercado.

 

 

Para conocer si lo adecuado para su proyecto es una solución desechable o retornable, lo mejor es que se asesore con nuestros expertos de ALPLA.

Reduce, Reuse, Recycle

Aunque la botella se clasifique como residuo al final de su vida útil, es posible reciclarla y volver a procesar el material reciclado para obtener nuevas botellas de PET. En resumen, esta innovadora botella retornable de PET de 1 litro tiene en cuenta los tres principios básicos en la jerarquía de los residuos: «Reduce, Reuse, Recycle» («reducir, reutilizar, reciclar»).